Reflexología

La reflexología es la práctica de estimular puntos sobre los pies, manos, nariz u orejas (llamados «zonas de reflejo»), por medio de un masaje que tiene un efecto benéfico en un órgano situado en otro lugar del cuerpo.

Esta técnica sostiene que todos nuestros sistemas con los órganos involucrados en ellos, tienen en el pie un punto que los representa, llamados zonas de reflejo. A partir de trabajar sobre ellos se estimula todos los órganos y/o sistemas.

Una sesión de reflexología podal consiste en masajear firmemente las plantas de los pies. La reflexología usa los dedos para aplicar presiones específicas en los puntos reflejos y lograr así numerosos beneficios terapéuticos. Habitualmente, al terminar la sesión, las personas expresan bienestar y aumento de la energía: como si pisasen nubes.

La reflexología apunta a equilibrar el funcionamiento de cada órgano y por lo tanto de cada sistema, dando por entendido que el correcto funcionamiento de los sistemas hacen al estado de salud, siendo la enfermedad una desarmonía en alguno de los mencionados sistemas.

Como toda terapia se basa en todos los aspectos de la persona y no sólo en su plano físico aliviando el dolor sino en el energético brindando una mejor canalización de la energía y en los aspectos emocionales tratando a la persona como una integridad.

La técnica reflexológica la realizo con muchos otros complementos además del masaje, se trabaja con dígito presión, con masajeadores de minerales (fluorita, cuarzo, etc.), con aceites esenciales artesanales, con Flores de Bach.

Las dolencias más tratadas por la reflexología son trastornos en el sistema oseo donde la medicina tradicional poco puede lograr, con esta técnica podemos aliviar numerosas dolencias:

  • dolor de espalda.
  • dolor en cervicales y hombros.
  • estreñimiento.
  • gastritis
  • dolores menstruales
  • asma
  • Cefalea

También se recomienda especialmente en el caso de padecer enfermedades del tipo de vida actual que afectan a nuestro sistema nervioso: depresión, ansiedad, irritabilidad, colon irritable, insomnio, bruxismo, parálisis facial transitoria…

De todos modos cualquier trastorno puede ser complementado con reflexología porque ayudamos a armonizar al ser y darle lugar a su bienestar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s